dormir bien

Dormir bien

Haz de tu descanso un sueño

Un buen descanso favorece nuestro bienestar pero muchas veces tenemos dificultades para conseguirlo. Aquí te damos algunas claves para que tus horas de sueño sean de calidad y disfrutes de un estilo de vida más saludable. 

¡Qué bien sienta el ejercicio!

Mantenerse activo a diario ayuda a conciliar el sueño. El cansancio acumulado después del ejercicio favorece que te duermas antes y con menos estrés. Además, te ayudará a dormir profundamente y sin interrupciones durante la noche. 

Cuida tu alimentación

Si a la práctica de ejercicio añades una alimentación equilibrada, aumentarás todavía más las probabilidades de disfrutar de un sueño reparador. Recuerda incluir en tu dieta verduras frescas, hortalizas, frutas… y evita las bebidas estimulantes o comidas con un alto aporte calórico durante la cena. Hay cientos de recetas exquisitas ligeras y saludables que te harán dormir como un bebé. 

Relájate antes de ir a la cama

Después de todo un día de estudio, trabajo o actividades, nada mejor que relajarse con una terapia de calor. Te ayudará a destensar los músculos, aliviar dolores e ir preparando el cuerpo para el sueño. Y recuerda que se recomienda evitar distracciones antes de ir a dormir, como ver la televisión o usar el móvil en la cama, ya que puede alterar tu tranquilidad. 

Cierra los ojos y descansa

Por fin llega el momento de ir a la cama. ¿Sabías que la calidad del colchón y la almohada influye directamente en tu descanso? Afortunadamente, gracias a la tecnología aplicada al descanso puedes disfrutar de las mejores condiciones cada noche para obtener el sueño perfecto. 

Estas son nuestras sugerencias